lunes, septiembre 27, 2004

La carpeta del caso y la taza de café

El café me ha puesto loca... más de lo normal dirí­a yo... aún así­ estoy disfrutando de esta nueva locura, de esta nueva sensación... Comiendo leche en polvo para no quedarme dormida encima del teclado... Tengo que terminar esta carpeta, o por lo menos buena parte de ella... pero me dan ganas de mandar todo al carajo "y a la mierda la bicicleta"... Pero no puedo... pues si me retiro de la u... será con una buena imagen... Aparte tengo a mis vaguitos y ellos confí­an en mí así que no puedo defraudarlos...

Café, cafeí­na... hubiera preferido tomarme un Red Bull, tiene un mejor sabor la verdad... ese maldito café agrio y malo... ni siquiera puedo tomar el capuchino que tanto me gusta... en primer lugar porque no tengo maquinita pa hacerlos y en segundo lugar porque eso no me mantiene despierta... Me he dado cuenta que la mezcla de café con chocolate no funciona en mí­... debe ser que el chocolate contrarresta el efecto "ojos abiertos" del café...

Pero qué estoy haciendo... Por qué estoy escribiendo esto... deberí­a estar tipeando la pinche carpeta del caso, que tengo que entregar en unas cuantas horas... pero no, el café me tiene loca, y la leche en polvo también... Es que estoy inspirada, embalada... Pero ya, me voy, debo seguir escribiendo, pero no esto... Adiós! Tengo que volver a la carpeta...

2 comentarios:

Joseph Seewool dijo...

Comprendo ese estado de agitación, máxime si es de cafeína. En mis tiempos tomaba comprimidos de cafeína (300 mg) para combatir el sueño en épocas de exámenes y demás. Ahora es al contrario, ironías de la vida, a veces necesito un somnífero para poder dormir.

Nita- dijo...

Jejejeje... qué locura. Estos trabajos de la universidad son el colmo. Pero con el tiempo he aprendido a sobrellevarlo, ya no me estreso tanto ;o)

Café, malo en serio, no me gusta a menos que esté mezclado con leche. Sin embargo el olor es exquisito.